Son una alternativa de tratamiento médico dermatológico en casos de patologías que se presenten el más del 25 % de la piel, así el producto medicado, sea shampoo, solución o gel, queda en contacto con toda la superficie corporal garantizando una mejor penetración y eficacia en el tratamiento.

La frecuencia de los baños medicados varian según la patología y cada tratamiento deberá tener un seguimiento de revisión de la piel para ir variando las frecuencias y los ciclos, según la evolución del paciente.

baños medicados
Luego de mis baños medicados, me siento mejor!!
Los baños medicados recetados por su médico veterinario tienen especificaciones de frecuencia, de temperatura del agua, de tiempo de permanencia del producto sobre la mascota y de secado.

Algunas patologías frecuentemente tratadas con baños medicados son:
Dermatofitosis (hongos en la piel)
Demodicosis (Sarna demodésica)
Sarna sarcóptica
Problemas queratoplásticos de la piel
Ceborreas (seca o húmeda)
Pioderma superficial (infección bacteriana de la piel) entre otros…

Aveces los propietarios carecen del tiempo necesario para llevar a cabo estas labores (baños medicados) o prefieren dejarlo en manos de profesionales.